Inicio Calculadoras Planes de Lecciones Juegos Tutor Bancario Sobre este Sitio Contáctanos In English In Chinese
Destrezas Prácticas para toda la Vida
BUSQUEDA DEL SITIO
en la Escuela en el Hogar
Recursos Para Consimidores



Evite estos errores que cometen los que venden su casa
Por Jason Alderman

Ahora que el mercado inmobiliario finalmente comenzó a estabilizarse y las tasas de interés se mantienen en sus niveles más bajos de la historia, cada vez más compradores y vendedores están volviendo a participar en el mercado.

Si está planeando vender su casa, debe conocer las implicancias fiscales de vender una propiedad, así como las fallas estructurales y estéticas de su casa y vecindario que podrían hacer que valga menos de lo que usted pide, o que su casa no se venda por varios meses.

Primero, los consejos fiscales:

  • En general, si usted gana dinero con la venta, puede excluir la ganancia de sus ingresos imponibles (como se detalla abajo) si ha sido el dueño y ha usado la casa como residencia durante dos de los últimos cinco años.
  • Tal vez pueda excluir de sus ingresos hasta $250.000 de la ganancia ($500.000 en la mayoría de las declaraciones fiscales conjuntas).
  • Si puede excluir la totalidad de la ganancia, no necesita declarar la venta en su declaración fiscal.
  • Las ganancias que no pueden excluirse son imponibles. Debe declararlas en el Formulario 1040, Anexo D.
  • No puede deducir una pérdida de la venta de su residencia principal.
  • Para más información, lea la Publicación 523 del IRS, “Vendiendo su Casa” (en www.irs.gov).

Hay varios factores que pueden impactar negativamente la atracción de los compradores y la obtención del precio que usted desea. A veces, no se puede hacer mucho al respecto:

  • Si su casa está ubicada en una calle muy ruidosa o al lado de una escuela, probablemente no obtendrá lo mismo que si estuviera ubicada en un vecindario mejor.
  • Si su casa es la única de estilo contemporáneo en un lugar donde abundan las casas de estilo colonial, o si su remodelada Mansión está rodeada por pequeñas cabañas de dos dormitorios y un baño, muchos de los posibles compradores pueden descartarla. No todos quieren diferenciarse del resto.
  • Si ha comenzado a remodelar pero se quedó a mitad de camino, habrá muchas personas que no deseen continuar con la obra, ni siquiera obteniendo una importante reducción en el precio.

Sin embargo, hay varios cambios relativamente menores que pueden mejorar la comerciabilidad de su casa. Por ejemplo:

  • Si las paredes interiores o exteriores están pintadas con colores o texturas llamativas, podría ser bueno que las pinte con un color más neutral.
  • Si puede pagarlo, pida ayuda a un profesional para decorar su casa. Ellos saben cómo maximizar el espacio y resaltar los puntos fuertes (y esconder sus defectos). Pero si va a utilizar sus propios muebles, trate de que no sean muchos y estén bien distribuidos.
  • Los electrodomésticos, gabinetes y grifería que no combinan afean la vista. Lo mismo ocurre con los pisos o alfombras en mal estado. Hable con su agente inmobiliario sobre qué mejoras le convendría hacer.
  • Asegúrese de que su jardín esté bien arreglado y tenga, al menos, un paisaje básico. El pasto crecido y la basura acumulada no son muy atractivos. El mismo principio se aplica a las áreas comunes, si vive en un condominio.

Si hay casas embargadas en el vecindario, seguramente no estarán bien mantenidas. Contáctese con los prestamistas que se encargan de estas propiedades para poder reportar problemas de vandalismo, basurales o jardines descuidados. Si no responden, pida al departamento de vivienda de su cuidad si se le pueden aplicar multas o penalidades.

También puede hablar con sus vecinos para controlar las casas vacías. Túrnense para cortar el pasto, recoger la basura y limpiar los grafitis. Todo lo que pueda hacer para mejorar la calidad del vecindario aumentará las chances de que venda su casa.


Este artículo tiene por objeto brindar información general y no debe ser considerado como un de legal, un consejo impositivo o financiero. Siempre es buena idea consultar con un de legal, un asesor fiscal o financiero para obtener información específica sobre la aplicación de las cierto leyes impositivas a su caso en particular y sobre su situación financiera específica. También debería consultar con un abogado para determinar de qué manera las leyes sobre bienes raíces, el derecho testamentario y/u otras leyes aplican para su situación específica.

Jason Alderman dirige los programas de educación financiera de Visa. Para inscribirse y recibir un Boletín de Noticias Electrónico financiero personal gratuito mensualmente, vaya a www.practicalmoneyskills.com/newsletter.